Convertir tu tiempo en ayuda

La riqueza del mundo contemporáneo se mide actualmente en la cantidad y calidad del tiempo que tenemos. La rapidez de la vida actual junto a las rutinas que se han establecido, secuestradas principalmente por el horario laboral, no dejan mucho margen para dedicar a intereses, tiempo de calidad familiar o simplemente desarrollo personal.

Además, vivimos en una era en la que la individualidad sobresale por encima de cualquier concepto. La imagen colectiva del grupo, de la comunidad, hace aguas frente al egoísmo de una época en la que la falta de tiempo para establecer relaciones cuidadas y duraderas se hace prácticamente imposible. Preferimos dedicar nuestra escasa disponibilidad a otras cosas, principalmente nosotros mismos.

Sin embargo, en medio de esta negatividad, surge un poco de luz de la mano de personas que quieren emplear su tiempo libre en algo básico y necesario para la existencia del ser humano: ayudar.

En la pieza de ALMA que destacamos esta semana, la actriz Clara Lago nos habla de estas personas y la labor importantísima que realizan. Los voluntarios regalan su tiempo, y lo hacen en beneficio de otras personas en situación de necesidad, gracias, entre otros ejemplos a la acción de asociaciones como los Voluntarios de ”la Caixa”: En este sentido, es increíblemente positivo que una gran fundación como es la Obra Social ”la Caixa” fomente el voluntariado entre sus trabajadores a través de la red de Voluntarios de ”la Caixa”. Al tener la capacidad de llegar a tantísima gente, es clave todo lo que hacen para potenciar y rescatar valores como la solidaridad, la empatía y la hermandad; valores que tanto necesitamos y que, en este mundo tan loco, a veces parece que estamos perdiendo.

Comparte en redes sociales