La intensidad del voluntariado

Las vivencias que deja el voluntariado son siempre muy enriquecedoras, pero las vividas junto a los niños son quizá mucho más intensas, porque tienen además, este punto extra de ilusión que ellos mismos contagian.

María Luisa Peña, voluntaria de la provincia de Burgos, nos cuenta una de las experiencias más bonitas que ha vivido siendo voluntaria de "la Caixa", en la que los jugadores del equipo de Baloncesto de Burgos de la ACB regalaron juguetes a los niños del hospital de Burgos: “Recuerdo sobre todo sus caras de felicidad y de ilusión, no sabéis lo gratificante que fue”.

Desde que está prejubilada, María Luisa puede dedicar más tiempo a la labor social y lo disfruta mucho más: "la implicación es mucho mayor y va paralela a la recompensa que recibo de las experiencias que vivo, es una sensación indescriptible", explica con convicción.

Desde que estoy prejubilada disfruto mucho más de mi labor como voluntaria

Mª Luisa Peña

Comparte en redes sociales