Los voluntarios comparten las tardes de verano con los niños hospitalizados

La Ciber Aula del Hospital Universitario Reina Sofía de Córdoba es una sala destinada al juego y la desconexión. Para potenciar el ocio y la comunicación cuenta con infinidad de juegos y más de una docena de ordenadores.

Unos diez voluntarios de ”la Caixa”, junto con voluntarios de otras entidades, han cubierto por turnos las tardes de verano de esta Ciber Aula donde hay películas, juegos de mesa y un montón de distracciones para que los niños olviden por un rato que pasan el verano ingresados. 

Para los padres contar con un espacio así es una bomba de oxígeno, pero sobre todo de desconexión, ya que pueden disfrutar de un ambiente distendido alejado de la formalidad que se vive en planta. Además, es también un espacio de convivencia donde todos los familiares, ya sean hermanos, primos o amigos pueden entrar en la Ciber Aula para jugar con el paciente, que puede tener desde 3 hasta 16 años. 

Las Ciber Aulas son espacios de convivencia equipadas con recursos educativos que ofrecen un espacio donde charlar, socializarse y reducir el impacto emocional que supone para los niños menores estar ingresados por un largo tiempo.