Un compañero muy especial

Cada experiencia de voluntariado es una oportunidad única tanto para los propios voluntarios como para los beneficiarios y las asociaciones que participan.

En muchas ocasiones esta relación puntual va más allá y se establece un vínculo casi familiar. Uno de estos casos es el de Josep Masnou, voluntario de ”la Caixa” que realiza un voluntariado recurrente durante los meses de verano en la Biblioteca Municipal de Vidreres. Sus tareas en esta colaboración con la biblioteca consisten en dar soporte al equipo en la clasificación, traslado y documentación de los libros, y dar atención en tareas de recogida de préstamos.

Josep aprovecha el periodo de verano en el que descansa del programa ocupacional que sigue con la Fundación ASTRID, para incorporarse a esta actividad de voluntariado, convirtiéndose en uno de los miembros más queridos de toda la familia que conforman la Biblioteca de Vidreres, quienes le agradecen enormemente su trabajo y amistad.

Comparte en redes sociales