Por San Valentín: sembrar y regalar

Está demostrado que las plantas aportan calidad de vida a las personas. Sobre todo ahora que estamos pasando tanto tiempo en casa, tener plantas que nos alegren la vista y dedicar unos minutos a sus cuidados, nos genera muchos beneficios en forma de tranquilidad y bienestar.

En este sentido, desde la Delegación de Baleares se ha planteado una iniciativa, aprovechando estas cualidades tan positivas que nos ofrecen las plantas, en favor de personas usuarias de pisos tutelados y residencias para personas con discapacidad.

Con ocasión de San Valentín, el próximo 14 de febrero los Voluntarios plantarán las semillas que ellos mismos elijan, con el objetivo de cuidarlas y controlar su crecimiento, para que alrededor de abril o mayo se puedan donar a los beneficiarios de distintas entidades que atienden a personas con discapacidad.

Debido a la pandemia, este colectivo ha sufrido enormemente las restricciones sociales y, por eso, los Voluntarios CaixaBank de Baleares quieren tener este detalle con ellos para que se sientan acompañados desde la distancia. Además de las plantas, los Voluntarios podrán incluir una carta a los destinatarios explicándoles con cariño los cuidados de la planta y el proceso de crecimiento durante los meses previos. Llegado el momento, si la situación sanitaria lo permite, los propios Voluntarios podrán hacer entrega de la planta a los beneficiarios pero, si no es posible, será la entidad la que haga llegar estos regalos vegetales a sus destinatarios.

 

Se trata de una iniciativa única ya que, aunque en distintas fases, tanto los Voluntarios como los beneficiarios podrán disfrutar del cuidado de estas plantas, compartiendo en la distancia este bonito gesto.

Noticias relacionadas